Lámparas de mesa vintage

Lámparas de mesa vintage
¿Te gusta esta página?

Actualmente la industria especializada en iluminación y algunos grandes centros comerciales (como suele ocurrir con cierta frecuencia) se han apoderado del término VINTAGE como salida comercial para sus nuevos diseños, ya que en este momento el VINTAGE está de actualidad.

Sin embargo, al igual que hablamos anteriormente que pasa con los espejos vintage o los muebles vintage para que una lámpara de sobremesa pueda ser considerada ORIGINALMENTE como vintage debe reunir una serie de condiciones:

  1. Haber sido fabricada entre los años 1950 a 1980.
  2. Tener un diseño de aquella época, casi siempre realizada por arquitectos.
  3. Estar compuesta (en general) por más de un solo material.

Lámparas de mesa vintage

Todo esto comenzó con el estallido artístico de la Bauhaus, allá por los años 1930 en la etapa de Mies Van der Rohe como director de la misma. Desde este crisol, se expandió una cultura de construir piezas artísticas que dio lugar a que en distintos países europeos y en USA se fuera progresivamente extendiendo, lo que más tarde se llamó diseño. En esta expansión podemos distinguir, los Paises Nórdicos, entre ellos Dinamarca, con Verner Paton que influyo de forma especial en la evolución del diseño de los años 60 y 70 o otro danés: Louis Poulsen cuyas lámparas son mundialmente conocidas. También desde Finlandia, el arquitecto Eero Sarinen, educado en USA , a donde realizó todo su trabajo tanto en mobiliario como en iluminación. Su diseño en lámparas sobremesa vintage es inconfundible.

En Alemania, hay que llamar la atención del gran diseñador de lámparas de mesa Ingo Maurer, consistente en una espiral de metal con una pantalla ovoidea. Un arquitecto holandés, Louis Kalff diseño una de las lámparas de mesa vintage con más originalidad  de la época.

En Francia tenemos a Francois Chatain y sus lámparas de cerámica esmaltada cuyo diseño recuerda la época Memphis. Junto a él Jean Prouvé, arquitecto francés de Nancy que se caracterizó por trabajar con hierro y metales afines.

En el Sur de Europa, los italianos Balestrini/P Longhi hicieron, con material de plástico, verdaderas esculturas. Rodolfo Dordoni, arquitecto Milanés, que trabajó para Foscarini, creando lámparas con pie de metal y pantalla, soplada, de cristal de Murano.

Finalmente en España ha predominado la lámpara construida básicamente por material de cerámica como en Sargadelos, Lladró, Manises o La cartuja de Sevilla, pero destacó una lámpara diseñada en España y fabricada en Torrejon de Ardoz, entre los años 1960-80, llamada FASE y que revolucionó el mercado de estas lámparas de mesa, exportándose a multitud de Paises. Pueden ser de metal y madera o solo metal o bien metal lacado, pero el diseño es siempre el mismo. Hoy en día, es una lámpara muy buscada que si está completa va subiendo su precio